Vio y escuchó lo que otros no

El caso Urresti y la imagen del Perú en el exterior

Diarios internacionales dan cuenta de las graves acusaciones contra el Ministro del Interior por violaciones de DDHH en los años 80.

Publicado: 2014-07-06

En un contexto en el que el gobierno peruano se esfuerza por "destrabar las inversiones" y atraer capitales al país, la imagen del Perú en el exterior preocupa a muchos, en el ejecutivo y fuera de él. Cabe preguntarse, entonces, cómo está siendo afectada esa imagen por las recientes revelaciones sobre el nuevo ministro del interior, Daniel Urresti, y su involucramiento en la muerte del periodista Hugo Bustíos, ocurrida en Ayacucho en 1988.

Y la respuesta es: está siendo afectada negativamente. El diario de bandera de la industria de las finanzas de los Estados Unidos, The Wall Street Journal, observó hace dos días, por ejemplo, que el Ministerio del Interior ha sido "una puerta giratoria desde que el Presidente Humala asumió el cargo en 2011, debido a escándalos políticos y críticas a sus funcionarios por no hacer lo suficiente para reducir el crimen" que, dice el diario, los peruanos tienen entre sus mayores preocupaciones según las encuestas de opinión.

El Journal consigna las declaraciones de inocencia de Urresti, pero no deja de referirse al Auto de Apertura de Instrucción de 2013 que lo sindica entre los autores materiales del asesinato de Bustíos y el intento de asesinato de otro periodista. Y también nota las presiones para que el nuevo ministro renuncie o sea despedido.

Associated Press, por su parte (en un reporte rebotado por influyentes medios internacionales, como el Washington Post), le da voz a la viuda de Bustíos, Margarita Patiño. AP recoge la conferencia de prensa dada por Patiño el miércoles junto a activistas por los derechos humanos, y reproduce sus declaraciones: "No sólo lo ametrallaron, también estallaron su cuerpo. Cuando fui a buscarlo, estaba en pedazos. Ningún ser humano se merece eso". 

El reporte de Associated Press se concentra además en el apoyo brindado por el presidente Humala a Urresti, basado en la "presunción de inocencia" que le corresponde como ciudadano. "Los abogados me dicen que lo que tenemos aquí es un caso muy extraño", dice Humala en este reporte. "No vemos que sea culpable". 

El diario británico The Guardian recogió también la noticia esta semana, anotando los descargos de Urresti (sus manos "no tienen manchas de sangre") pero recogiendo las declaraciones de Amador Vidal, uno de los soldados convictos por el asesinato de Bustíos, que sindica a Urresti (conocido entonces como "Arturo" y jefe de inteligencia del cuartel de Castropampa) como quien dirigió personalmente el operativo. 

Así, pues, la imagen que este episodio (aún irresuelto) de la vida política peruana transmite al exterior es uno de inestablidad, desdén por los Derechos Humanos y por las víctimas de la violencia, y un cierrafilas desde el ejecutivo ante acusaciones de evidente gravedad. Y mientras continúe la crisis generada por el nombramiento de Urresti, es de esperar que estas informaciones sigan circulando en los medios internacionales. 

Más, quizá, que en algunos medios nacionales, que pueden al parecer publicar una extensa entrevista con el Ministro y hacerle una sola pregunta al respecto, que ni siquiera aparece en la versión en línea, únicamente en la impresa

Lee también en LaMula.pe:

La voluntad de la impunidad

El "secretario" Ollanta Humala

"Humala no puede declarar inocente a Uresti"

Y toda nuestra cobertura sobre el caso Urresti, aquí.


Escrito por

Jorge Frisancho

Escrito al margen


Publicado en

Redacción mulera

Aquí se publican las noticias del equipo de redacción de @lamula, que también se encarga de difundir las mejores notas de la comunidad.