¿Pague con sencillo? ¿Te imaginas hacer transacciones con monedas y billetes chicos para combatir negocios ilícitos? "Los billetes de alta denominación son los mecanismos de pago preferidos por aquellos que persiguen actividades ilícitas, dado el anonimato y la falta de registro de transacciones que ofrecen, y la relativa facilidad con que pueden ser transportados y puestos en circulación”, dice el profesor británico Peter Sands, exdirector de Standard Chartered, en el informe Making it Harder for the Bad Guys, publicado en el Harvard Kennedy School y reseñado por la agencia Bloomberg.

Según el académico, los billetes de 500 euros, 100 dólares, 1,000 francos suizos y 50 libras deberían ser retirados de circulación "para hacerles más difícil la transferencia de fondos a los criminales, terroristas, evasores fiscales y autoridades corruptas".  En su opinión, el no utilizar esas denominaciones aumentaría las tasas de costos y sería más factible detectar actividades ilegales. 

Los flujos de actividades criminales financieras a nivel mundial se estiman en más de 2 billones de dólares por año, y la corrupción suma otro billón, dice Sands, quien considera que las altas denominaciones constituyen un “anacronismo” si se tiene en cuenta la disponibilidad de métodos de pago electrónicos. 


Ver para creer

Por lo pronto, Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo, ha dicho que la institución evalúa las políticas de emisión de los billetes de 500 euros, pero él y su directiva piden evidencias de que los billetes de euros de alta denominación faciliten la actividad criminal. Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal de Estados Unidos, no ha hecho comentarios.

 

(Foto: qz.com)